Abono de alimentos desde la interposición de la demanda, aunque en sede de medidas provisionales se hubiese fijado una cantidad en dicho concepto

Fue interpuesta recíprocamente una demanda por dos progenitores, con la finalidad de regularizar la guarda y custodia, así como los alimentos, con respecto del hijo menor. Ambas demandadas se acumularon, y el juzgado dicto a petición del padre, quien había actuado primero, un auto de medidas provisionales, en el que se fijaba una pensión de alimentos que este debía abonar a favor de su hijo. Posteriormente, en la sentencia, se fijó la pensión que de manera definitiva debía pagar, denegándose su abono desde la fecha de interposición de la demanda de la madre.

Ésta se alzó contra esta resolución solicitando el abono de los alimentos desde la fecha interposición de su demanda, en lugar de la fecha en que se dictó el Auto de medidas. La Audiencia Provincial de Málaga en la Sentencia nº 393/2017, de 26 Abril, estimó el recurso y concedió lo solicitado.

La sentencia apelada resolvió que no podía acogerse la pretensión de la madre de que se abone la pensión de alimentos por el padre desde la fecha interposición de la demanda, al haberse fijado en sede de medidas provisionales una cantidad en dicho concepto, entendiendo que ya se había hecho uso en el procedimiento de la facultad de pedirlos anticipadamente a la sentencia, que se confiere en el art. 103 CC.

Sin embargo, la Audiencia argumenta que esa facultad, que pudiera considerarse incompatible con lo dispuesto en el art. 148 CC, había sido ejercitada no por el que ha resultado que tenía el derecho a percibir los alimentos en nombre del hijo menor (la madre), sino por el que ha resultado en la sentencia como obligado a prestarla (el padre), por lo que podría considerarse un fraude a la ley, adelantarse a pedirla para el hijo menor, sabiendo que cuando se resolviese el pronunciamiento sería en el sentido contrario, como efectivamente ya había resultado en la propia resolución de la medida provisional en la que, pese a haber sido solicitado por el padre que se le confiase la guarda y custodia y se le asignase la prestación de alimentos a la madre, ya el juzgado había resuelto en sentido inverso atribuyendo a la madre la guarda y custodia del hijo menor, fijando la obligación del abono de la pensión de alimentos a cargo del padre, por lo que éste se vería beneficiado al no tener que abonar la pensión desde la fecha de interposición de la demanda de la madre, habiendo creado él mismo la obligación de teórico adelanto.

Por ello, la Audiencia concluye que, debiéndose interpretar siempre la norma en el sentido más favorable a los intereses del menor y de la persona del progenitor al que se le confía la guarda y custodia, debe estimarse el recurso y adelantar la fecha del inicio de la obligación alimenticia al día de interposición de la demanda por la madre, que fue acumulada a la que poco antes había interpuesto el padre.

Esperando que este post haya sido de vuestro interés y utilidad, quedamos a vuestra disposición en nuestra página Web: Portilla Arnáiz Abogados.